Tomamuestras fijo

  • Aspectos Generales
El Bühler 4010 es el tomamuestras estándar que cubre casi el 90% de las demandas. Con carcasa aislada de acero inoxidable, compartimiento de control separado y puerta con cierre, permite un muestreo flexible y diversas configuraciones de botellas. La exactitud del volumen de muestra, la velocidad de aspiración y el rendimiento de refrigeración están certificados según MCERTS.
El Bühler 3010 es la entrada a nuestra gama de tomamuestras fijos. La nueva carcasa de plástico es robusta, resistente a la intemperie y la corrosión. La unidad es fácil de configurar y mantener debido al compartimiento de control separado y puerta con dispositivo de cierre. Suministramos diferentes configuraciones de botellas además de la conocida exactitud del volumen de muestra, la velocidad de aspiración y el rendimiento de refrigeración.
El Bühler 4210 es una variante del 4010, pero con un sistema de enjuague por agua integrado para la limpieza. Una aplicación típica es en los vertidos de cisternas de fosas sépticas o muestras con altas concentraciones de sólidos en suspensión.
El Bühler 4410 se basa en el diseño de 4010, pero las muestras se toman de forma continua: las botellas que se han llenado primero se vacían de forma automática y se limpian antes de iniciar el muestreo de nuevo (principio de auto-vaciado). Su uso principal es en la salida de las EDAR en que no sea necesario analizar muestras cada día, así como la monitorización en agua superficial.
El Bühler 1027 es el tomamuestras básico para montaje en pared. El tomamuestras realiza muestreo compuesto basado en tiempo y volumen. Ideal para aguas residuales o industriales.
 
elementos por página 10   |   20   |   50